22/08/2018

Beneficios de la meditación

Existe una variada y amplia información que nos habla de los beneficios de la meditación desde el punto de vista de la ciencia y de la neurociencia.

Hay muchos investigadores que se dedican hoy día a su estudio y podemos decir que la práctica de la meditación es un poderoso recurso para generar salud.

Esta salud no sólo se traduce en liberación del estrés, lo cual hoy día es muy importante, pues ya sabemos las fatales consecuencias para la salud y el bienestar que se producen cuando existe una situación de estrés mantenida en el tiempo.

Sara Lazar, científica en neurociencias del Hospital General de Massachusetts, tras un estudio que realizó en su Hospital, afirma en un artículo que tras ocho semanas de meditación se provocan considerables beneficios en las zonas cerebrales relacionadas con la memoria, la autoconciencia, la empatía y el estrés.

Esta conclusión se demostró mediante resonancias magnéticas de quienes habían realizado la meditación durante las 8 semanas, en las cuales se observaba un incremento de la densidad de la materia gris en el hipocampo, zona relacionada con el aprendizaje y la memoria. Detectándose también una disminución de la materia gris en la amígdala cerebral (área relacionada con el estrés).

(Conclusiones del estudio)

Por lo que los beneficios de la meditación no solo los podemos “sentir”, sino también “medir”.

Pero para mí la parte más importante de la meditación es la paz, la serenidad o el control de las emociones que su práctica nos ofrece.

Tuve la suerte de asistir a un retiro con una gran amiga mía, especialista en terapias del alma y que ha hecho de la meditación y la sanación espiritual su vida, Katy Chacón. Puedo decir que aquel retiro cambió mi visión del mundo. El retiro lo dirigía Avi-Hay Abohav, un ser excepcional que logró que muchos “no creyentes” que habíamos allí, en solo dos días y tras observar todo lo que allí ocurrió, no tuviéramos más remedio que rendirnos a la evidencia y aceptar que hay mucho más de lo que vemos y que eso que no somos capaces de ver, es en realidad la base de todo y hacia donde hay que dirigir nuestras vidas.

En aquel retiro nos juntamos tres o cuatro personas que practicaban meditación y al menos cinco o seis que no teníamos ni idea. Alguno fue porque su pareja le regaló el retiro para que mejorara su estrés, otra chica porque tenía una grave enfermedad y fue a serenar su alma, yo llevada por mi amiga y alguno que otro llevado por la curiosidad. Llegamos un viernes y nos fuimos un domingo totalmente cambiados y renovados. Nos fuimos relajados, en paz, y con la certeza de haber conseguido llegar a un sitio donde podríamos ir cada vez que quisiéramos y donde hallaríamos las respuestas que necesitáramos en cada momento.

Me pareció una locura cuando se habló de conectar con nuestro guía y que nos hablara. ¿Guía? ¿Que guía? Evidentemente mi bloqueo mental no me permitió en ese momento conectar con mi guía. En los meses posteriores ya sí pude. Mi sorpresa fue mayúscula cuando escuché a aquellos que sí conectaron con sus guías (¡y con el mio!). Como yo no pude conectar, me sentí algo frustrada, por lo que Avi-Hay a través de otra compañera y con permiso de ella y de su guía, conectaron con el mío y le preguntaron aquello que yo deseaba saber. La emoción que se siente en ese momento es indescriptible, y cuando con el tiempo consigues llegar a ese guía y comunicarte tu directamente con el, es algo que hace que se ilumine todo tu interior.

Cuando salí de allí le dije a mi amiga que teníamos que hacer llegar al mayor número de personas posibles ese conocimiento. Enseñarles a meditar, mostrarles lo básico para ayudar a sanar el alma, dar felicidad, ser capaces de encontrar respuestas. Y le propuse que diera talleres intensivos en mi centro. Ella con su gran profesionalidad y saber hacer dijo que sí y hemos comenzado nuestro proyecto. No se trata de dar clases de meditación diaria, como tantos lugares que la ofrecen.

Se trata de enseñar pautas sencillas para que luego cada uno pueda trabajarlo en casa. Talleres intensivos para hacerlo accesible a personas de distintas zonas.

Deja un comentario

*